Economía, finanzas, tecnología y turismo

Mueren 13 personas en las festividades de Año Nuevo

0

Hasta ayer en la mañana el número de muertos por accidentes de tránsito durante las festividades de Año Nuevo se incrementó a 13 y a 407 los afectados.

El segundo boletín del operativo  “Por los Valores y Tu Seguridad, 2016-2017” del Centro de Operaciones de Emergencias (COE), indicó que 57 personas sufrieron intoxicación alcohólica y ocho alimentaria.

En esta segunda fase del operativo, que se inició el pasado viernes 30, se han reportado 347 accidentes, en los que estuvieron involucradas 251 motocicletas, 59 vehículos livianos, y 34 colisiones, de las que tres involucraron a vehículos pesados.

Las provincias que más casos de accidentes registraron fueron el Gran Santo Domingo, La Vega y Puerto Plata, según informó el general Juan Manuel Méndez, director del COE.

En cuanto a las asistencias, se ofrecieron 3,524, de las cuales 1,195 fueron viales, que consistieron en cambio de neumáticos, combustibles, remolques y asistencia mecánica, entre otras actividades en autopistas, calles y avenidas.

Mientras que otras 1,092 asistencias fueron por emergencias domésticas, toma de presión, dolor de cabeza, atención de quemaduras, cura y despacho de accidentes leves.

Hospitales

En los hospitales traumatológicos Ney Arias Lora, Santo Domingo Norte, y Doctor Darío Contreras, en Santo Domingo Este, se atendieron 580 pacientes, la mayoría con heridas por accidentes de tránsito.

En el Ney Arias Lora, desde el 31 en la mañana hasta el día primero a las 8:00 am, atendieron a 150 pacientes, de ellos 64 por heridas a causa de accidentes de tránsito.

El doctor Rubén Rojas explicó que recibieron 28 pacientes accidentados en motocicletas y 12 en automóviles.

Asimismo, dijo que atendieron a 12 personas con heridas por armas de fuego y cuatro por armas blancas. También acudieron pacientes con intoxicaciones alimenticias y por alcohol.

Rojas manifestó que en comparación con el año pasado, hubo una reducción de 70% de los casos registrados. “Hasta el momento las emergencias han estado activas desde ayer, pero con relación al año pasado ha disminuido un 70 por ciento”.

En cuanto al hospital Darío Contreras, desde el 30 mediodía hasta el día primero a las ocho de la mañana fueron atendidas 430 emergencias.

El director del centro traumatológico, Gabriel de Jesús Aponte, dijo que 28 personas llegaron con heridas por accidentes que involucraron automóviles y 118 por motocicletas.

También 14 heridos por arma blanca, nueve por armas de fuego y el resto por diferentes tipos de agresiones, como pedradas, golpes con tubos, entre otros.

 

Fiesta hasta el amanecer

La ciudad no durmió. A ritmo de bachata, merengue, salsa y reguetón, los munícipes festejaron hasta el amanecer la llegada de Año Nuevo.

En barrios como Villa Juana y Villa Francisca, del Distrito Nacional; Sabana Perdida, en Santo Domingo Norte, y Catanga de Los Mina, en Santo Domingo Este,  aún al mediodía estaban bailando y bebiendo en los colmados y frente a sus viviendas.

Canciones como “Siete pollos” y “Ella e’ ”, se escuchaban en las esquinas, y otros solo repetían la frase famosa del bachatero Antony Santos, “Quiero romo”.

También algunos prefirieron empezar el 2017 desplazándose por la ciudad en motocicletas con vasos y botellas de cervezas y ron en las manos, mientras otros fumaban ‘hookah’.

Los munícipes manifestaron que la alegría por la llegada de un nuevo año hay que seguir celebrándola con amistades y amigos.

Negocios como colmados, puestos de empanadas y otros alimentos, estuvieron abiertos desde la noche del 31, y otros tipos de establecimientos como talleres de mecánica, farmacias y tiendas estuvieron abiertos desde tempranas horas de la mañana.

Además de los bailes, la música y el alcohol, algunos aprovecharon para jugar dominó, bañarse en piscinas plásticas instaladas en las aceras vestidos con trajes de baño.

“Aquí la pasamos bien, amanecimos aquí en nuestro entorno y sin problemas”, dijo Ester Báez, residente del barrio Villa Francisca del Distrito.

BASURA

Las calles del Gran Santo Domingo estaban llenas de basura luego de las festividades.

Sobre todo en las vías internas de los barrios de la capital, se observaban grandes cúmulos de desechos sólidos.

También Santo Domingo Este y Norte tenían problemas de basura; solo en Sabana Perdida se pudo ver un camión recolector de desechos.

Villa Francisca, Villa Juana, en el Distrito Nacional y Los Mina, en la zona oriental, estaban llenos de basura ayer.

(+)
CELEBRAN EL PRIMER AÑO NUEVO EN LA BARQUITA

Los de La Nueva Barquita amanecieron. Esperaron con júbilo la salida de sol el primer día del 2017, en su nuevo hogar, lejos del peligro de la inundación a la ribera del río Ozama.

Al mediodía del primer día del año, los residentes de La Nueva Barquita, en Santo Domingo Norte, permanecían en las aceras frente a los colmados y los edificios con música alta, cerveza y ron.

Niños, jóvenes y adultos se paseaban por el lugar que hasta hace unos meses solo era una promesa.

En los negocios de la barriada se escuchaba salsa, reguetón y merengue, en celebración de un nuevo año.

“Estamos felices. Gracias primero a Dios y luego al presidente Danilo Medina”, repetían mientras compartían. Manifestaron su agradecimiento al mandatario porque reciben un nuevo año lejos de la vulnerabilidad en que vivían cuando las aguas del río inundaban sus viviendas y perdían sus pertenencias.

Expresaron que durante las festividades no ocurrieron hechos lamentables, sino que compartieron en familia y con amistades.

Algunos se la pasaron jugando dominó y sentados en los parques.

Asimismo, sus vecinos, los de La Javilla, donde está ubicada La Nueva Barquita estuvieron despiertos hasta el amanecer, compartiendo entre amigos a ritmo de la música y el alcohol.

Los negocios como colmadones y puestos de comida, estuvieron abiertos y repletos de personas que manifestaron su regocijo por el año que recién comienza.

Comentarios